Entrevista a Álex Santapau, miembro del departamento de Informática

Álex Santapau es otra de las personas que, con su talento, compromiso y esfuerzo, suponen el ingrediente fundamental para el desarrollo de nuestra empresa familiar.

Continuamos con la sección de entrevistas y lo hacemos con un miembro del equipo del departamento de Informática a través de una entrevista en la que compartimos bonitos momentos sobre la evolución de la empresa en el sector de la digitalización, así como anécdotas destacadas. Para ello vuelvo a contar con la ayuda de mi querida amiga y periodista, Jéssica Cánovas.

Álex, que ha nacido laboralmente con la empresa, desarrolla las tareas propias del departamento de Informática. Además, es un fantástico deportista que con su carisma se ha ganado la confianza de todo el equipo.

1 Llevas 4 años en Vicky Foods y actualmente formas parte del área de Informática. ¿Háblanos de tu paso por este departamento? ¿En qué consisten tus funciones?

Á: Entré a formar parte de la empresa en 2016 como becario y tras 5 meses me contrataron. Llevo alrededor de 4 años en Vicky Foods.
Mis labores en el departamento se centran en el soporte a los usuarios, incidencias y en el desarrollo de nuevos proyectos.
Me encargo de velar, sobretodo, por el correcto funcionamiento de los sistemas.

2 ¿Cómo recuerdas tus inicios en la empresa cuando empezaste como becario? ¿Qué sientes al recordarlo?

Á: Cuando te dicen que vas a hacer las prácticas en una empresa del tamaño de Vicky Foods da cierto vértigo. La impresión que me daba desde fuera es que la gestión del trabajo, en este tipo de empresas de tales características, era más individualizada. Pero, al poco tiempo de estar aquí, te das cuenta que son una gran familia y todos están muy unidos.
Aún así, los inicios fueron un poco duros. La carga de trabajo en este departamento es siempre alta. Recuerdo que cuando yo empecé los compañeros estaban muy saturados con sus tareas y no podían dedicar el 100% de su tiempo a enseñar a los becarios. Sin embargo, yo siempre estaba junto a mi compañero Robert para que supiera que en mí podía delegar las cosas que creyera conveniente. Y así fue, cada vez iba encargándome de nuevas tareas y creo que esa actitud fue la que me hizo un hueco en el departamento cuando terminaron mis prácticas.

3. ¿Cómo fue ese proceso de integración con el equipo?

Á: Cuando empecé a trabajar en Vicky Foods era el más joven del departamento y todos mis compañeros me trataban como si fuera el hijo pequeño de cada uno de ellos. Una vez entré y empezaron a darme más y más tareas vieron como iba respondiendo y pasé a ser uno más de ellos. Gracias a cada uno de ellos puedo decir que fue un proceso de integración muy fácil.

4. Como comentabas, empezaste como becario y tras finalizar ese periodo recibiste la llamada que te llevó hasta donde estás ahora. ¿De qué tareas te encargabas?

Á: Como la mayoría de gente cuando empieza en una empresa nueva, comencé con tareas básicas. Y poco a poco, según tus responsabilidades y como respondes, te van dando tareas más complicadas. En estos momentos, por darte un ejemplo concreto, he pasado de desarrollar simples tareas como la configuración de correos o dispositivos móviles a manejar servidores y cuentas de correo a nivel de la nube, entre muchos otros ejemplos.

5. Has llevado a cabo diferentes funciones como comentas… ¿Qué crees que aporta la informática a la compañía?

Á: La tecnología y la informática van de la mano y para una empresa como Vicky Foods son pilares totalmente fundamentales. Desde una simple pantalla de información, hasta la misma máquina de producción que produce las magdalenas dependen de ella. Con esto quiero decir que tanto la informática cómo la tecnología significan mucho para la empresa.

6. Háblanos del equipo. ¿Qué significa para ti el equipo con el que trabajas? ¿Y la compañía?

Á: El equipo es fundamental para que todo vaya bien. Son muchas las horas que pasamos juntos. Tus compañeros empiezan siendo eso, compañeros de trabajo y en poco tiempo acaban siendo como tu familia. En el departamento somos todos uña y carne, son unas fantásticas personas.

Para mí la informática es un desafío. No hay día que no te encuentres con una situación nueva. En nuestro departamento lo sabemos muy bien, porque de ella, como comentaba antes, depende toda la empresa.

7. ¿Qué opinas sobre el proceso de digitalización que estáis viviendo en la empresa? ¿Cómo lo estáis viviendo? ¿Qué es lo que estáis desarrollando en estos momentos?

Á: La digitalización ha entrado con fuerza en la empresa. Ya no se trata de un simple correo, sino de saber en cada momento lo que está ocurriendo en Vicky Foods.
Cuando entré a formar parte del departamento empezamos con un proyecto de eficiencia que nos permitía detectar en qué punto se producía cada corte y cuál había sido el problema. En estos momentos, tenemos entre manos varios proyectos de digitalización, entre ellos, uno de sensores y células en cada servidor y equipo que nos avisan de los percances que van habiendo para anticiparnos así al problema antes de que ocurra. Esto es un gran avance.

8. Como apasionado al deporte, ¿participas en las actividades deportivas que se desarrollan en la compañía? ¿Qué crees que aportan este tipo de acciones para los empleados de la empresa?

Á: Sí, me encanta participar de ellas. Son actividades que motivan más a los empleados de la empresa y refuerzan el trabajo en equipo.

9. ¿Qué te parece el nuevo nombre de la compañía?

Á: Llega un momento en el que tenemos que detenernos y pensar de dónde venimos y gracias a quién estamos aquí. Y si esto nos ayuda a homenajear a la cofundadora Victoria Fernández y, además, mejorar la marca; bienvenido sea.

Ha sido un proceso de cambio que debo reconocer que, al principio, nos asustó por todo lo que implicaba este nuevo paso en tan poco tiempo. Visto desde fuera se ve como un cambio de nombre, pero a nivel de informática implicaba muchísimo trabajo.

10. Rafa, también, compartes con Álex una de tus pasiones: el deporte. Son diversas las acciones deportivas, como comentamos, que desarrolláis en la empresa, ¿cómo lo vives tú?

R: Intento no perderme ninguna. Álex es uno de los ejemplos de buenos deportistas que tenemos en la empresa. Me enorgullece contar con personas que sean buenos deportistas. El deporte aporta mucho a la persona, pero, también, a la empresa; el trabajo en equipo, la colaboración… Es una manera de practicarlo fuera y aplicarlo dentro. Y, en este sentido, tener buenos deportistas invita a pensar que otras personas se sumen al carro y dediquen una parte de su tiempo libre a practicar deporte que, en la empresa, intentamos fomentarlo. Me gustaría que todos hiciéramos algún tipo de actividad deportiva.

11. Álex es el ejemplo de una persona que inicia sus prácticas en la empresa y acaba quedándose para aportar su talento. ¿Qué visteis en él para que formara parte de la compañía?

R: El caso de Álex es muy particular porque siempre desarrollamos procesos de selección para cualquier incorporación, pero su caso no fue así ya que desde el minuto 0 se ganó a todas las personas del área de informática.
Cuando acabó las prácticas, el responsable del área corrió detrás de él para que no se escapara. Es una persona que, no solo por su talento profesional, sino por su carácter se gana a los demás. Vimos en él que era una persona muy servicial y hacía muy fácil todos los procesos y tareas que se le encargaban.

12. En este caso, podríamos hablar sobre la importancia de que Universidad y empresa vayan de la mano para formar a profesionales en base a las necesidades empresariales. ¿Cuál es tu opinión al respecto?

R: La Universidad nos provee de talento. La formación en tecnología es fundamental para la empresa y el caso de Álex es un ejemplo evidente de cómo la Formación Profesional ayuda muchísimo a las empresas al aportar un talento que es fundamental no solo para que la empresa crezca sino para su pura supervivencia. Es fundamental contar con una tecnología punta y aplicada en todos los procesos y sin personas como Álex no sería posible.

13. Estamos hablando de uno de los departamentos más importantes de la compañía en el que, de hecho, tú formaste parte en tus inicios en la empresa. ¿Cómo viviste aquellos años? ¿Cómo crees que ha evolucionado hasta día de hoy?

R: Por aquel entonces no teníamos departamento de Informática. Estamos hablando de hace 35 años, cuando la empresa era mucho más pequeña y no aplicábamos ningún tipo de tecnología digital, era todo analógico.

Siempre he sido un poco friki de la tecnología y, a pesar de que no la pude estudiar en la Universidad, porque no había estudios de Informática; cuando llegué a la empresa vi que podíamos aplicarla, sobre todo en los procesos administrativos. Como no teníamos a nadie especializado, me puse a ello, dado que obteníamos un resultado inmediato.

La empresa fue creciendo, y como ya desempeñaba otros trabajos en la empresa familiar, la informática se me quedaba para los huecos que disponía o los fines de semana.
Entonces empezamos a incorporar a profesionales del tema, y pensé que era el mejor momento de dejarlo, dado que ellos lo hacían muchísimo mejor que yo. Es verdad que todavía me queda la morriña de algún programa que después de 35 años parece que sigue rodando. Quizás porque no se atreven a desconectarlos… (Risas).

La digitalización no paró de crecer, en el 97 empezamos a aplicarla también en los procesos productivos, conectando los primeros equipos a nuestros servidores, inicialmente para digitalizar los registros de calidad y poco a poco para controlar el resto de los procesos. Paralelamente crecíamos con la robótica y la programación de multitud de autómatas, que desarrollábamos internamente.

14. Álex, ¿has llegado a conocer el programa que comenta Rafa?

Á: No llegué a conocer la aplicación, pero sí escuché que era un programa de facturación y producción. Muchas veces se ha comentado en el departamento y nos advertían que lo trabajáramos con delicadeza porque ese programa lo había creado Rafael Juan. (Risas).

Empresas grandes en las que el jefe te conoce, lo ves trabajar y está a tu lado, hay muy pocas. Esto me impresionó porque ni ocurre en las empresas pequeñas en las que, en ocasiones, no se acuerdan ni de tu nombre.

Él siempre nos da la confianza para trabajar con total tranquilidad. Pero, de momento, los programas de Rafa no los tocamos para nada. (Risas).

15. Rafa, ¿cuáles son los principales retos a los que se enfrenta la empresa a nivel informático y de digitalización?

R: Tenemos que intentar anticiparnos a los cambios. Estamos viviendo una disrupción tecnológica enorme y eso se aplica en todos los rincones de la empresa. Tenemos que ser capaces de aplicarla antes que nuestra competencia, adelantarnos al mercado, seguir las tendencias de los consumidores y los clientes para poder ser los primeros en llegar en cada momento; y para ello la tecnología es fundamental.
Vamos a vivir una época con muchos más cambios todavía porque hay tecnología desde la impresión 3D hasta la mejora de la rapidez en las comunicaciones con el 5G, la Inteligencia Artificial o la Robótica. Todo esto tiene que ver con la digitalización. Vamos a ver unos cambios en la sociedad muy importantes que van a afectar seguro a todas las partes de la empresa y tenemos que ser capaces de verlo venir para que no nos coja fuera de juego.

Á: Nosotros tenemos que ir actualizándonos casi a diario. Va muy rápida la nueva tecnología.

R: En el trabajo de Álex es muy importante estar al día, ir adaptando las nuevas versiones ya instaladas y las nuevas tecnologías que van apareciendo. Además de formarse tienen que ser capaces de llevarlas a la práctica.

16. ¿Qué aporta Álex a Vicky Foods?

R: Para nosotros, es un orgullo tener empleados como Álex que ha nacido laboralmente con la empresa. Se ha ganado la confianza de todos los compañeros de trabajo y ha hecho que corriéramos detrás de él.
Me gustaría que continúe con nosotros muchísimo tiempo porque estamos muy satisfechos de tener a grandes personas como él que profesionalmente sean capaces de crecer en nuestra organización.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *